viernes, 26 de febrero de 2016

No dejar de leer #4

Aunque prometí que haría un post con el reto "No dejar de leer" todos los meses, seguro que no os importa que en Enero me lo haya saltado porque el día de publicación de estas entradas suelen ser entre el día 20-25 de cada mes y no coincidió demasiado bien, al querer contaros en primer lugar como era el final de mi embarazo.
Así que hoy vengo con unos cuantos libros que ya hace semanitas que están terminados pero aún así no podía dejar de hablaros de ellos.

lunes, 22 de febrero de 2016

Vamos al pediatra: Revisión de los 7 y 15 días de vida

La semana siguiente a salir del Hospital teníamos la primera cita con la pediatra de Hugo para hacer la primera revisión. Tengo que decir que aunque iba con muy pocas expectativas porque en el "pueblucho infernal" todavía no me había encontrado a un profesional decente, esta vez me llevé una agradable sorpresa y es que la pediatra se sale de lo normal en este pueblo y es estupenda.

viernes, 19 de febrero de 2016

Última visita con la "matrona maja"

El Martes teníamos visita con la "matrona maja" para que me revisara los bajos y ver si pasaba la ITV o no. Si me seguís por las Redes Sociales (en concreto Instagram) sabréis que estaba deseando poder retomar mi vida íntima con "Maridín" y para eso primero quería tener el visto bueno de la "matrona" ya que aquí una vez que das a luz, no le vuelves a ver el pelo al ginecólogo a no ser que vayas por privado o estés dispuesto a esperar meses para una cita por la Seguridad Social.
Aprovechando que ese día salió el Sol (aunque hacía un frío que te mueres) llegué con una hora y media de antelación y mientras no nos daban las 13:30, me dediqué a pasear con el "Bichillo" que le encanta estar en el carro siempre y cuando esté en movimiento.

lunes, 15 de febrero de 2016

¡Ya somos 3! Parte 3.

Aprovecho que "Maridín" está con Hugo para contaros como fueron mis dos días y medio de ingreso en el Hospital.
Día 1 (Miércoles): Cuando nos subieron a planta eran sobre las 3 de la mañana y a pesar del cansancio físico, apenas pudimos dormir de la emoción y los nervios. Yo no dejaba de ver a Bichillo en su cunita y estaba deseando poder cogerlo en brazos pero no tenía demasiadas fuerzas. Además con las vías en las manos me era imposible agarrarle. A primera hora de la mañana me trajeron las cosas para ducharme y me avisaron de que cuando quisiese ir al baño debía avisar a las enfermeras porque podía sentirme demasiado débil como para ir sola. Al poco rato las llamé y aunque quedaron de venir "en unos minutos" a las 10 de la mañana seguían sin aparecer por allí y yo me estaba meando así que con ayuda de "Maridín" intenté llegar al baño pero...¡sorpresa! terminé casi por el suelo y perdiendo el conocimiento. Cuando volví en mí, estaba toda la habitación llena de enfermeras que me acostaron en la cama y me "castigaron" sin poder levantarme en todo el día. Cuando tuviese que ir al baño debía avisar para que me pusiesen la "cuña". ¡Ay que mal lo pasé por ese motivo! creo que hasta me quedé sin pis ese día solo por no tener que hacerlo en ese cachibache y con la enfermera delante. Debería ser un buen día, pero fue todo lo contrario...entre que no podía levantarme y tampoco tener a "Bichillo" en brazos se me hizo eterno y me sentía literalmente inútil, pero con mucha fuerza de voluntad, esa noche conseguí levantarme (bajo vigilancia de las enfermeras) e ir al baño yo solita ¡Wee!, esa madrugada también conseguí coger a Hugo en brazos a pesar del dolor que sentía por las dichosas vías, pero me daba igual...yo quería tenerle conmigo.

miércoles, 10 de febrero de 2016

¡Ya somos 3! Parte 2.

Sobre la una de la madrugada empecé a sentir dolores más fuertes pero confieso que estaba tan dormida que mi mente no lo asoció con las contracciones y seguí durmiendo siempre que la molestia me lo permitía. Sobre las tres de la madrugada el dolor empeoró y ya no era solo dolor de regla si no que también llegaba a los riñones, pero como seguía sin estar segura de si serían contracciones, abrí la aplicación de embarazo que tenía en el móvil y me puse a cronometrarlas. Cuando llevaba ya unas cuantas dejé de tener dudas y avisé a "Maridín" que dormía a pierna suelta. Como eran cerca de las siete de la mañana (hora en la que solemos levantarnos porque "Maridín" sale de casa media hora más tarde) llamó al trabajo para avisar de que ese día no iría y se quedó conmigo por si definitivamente había llegado el día. Como las contracciones no eran aún muy seguidas (estaban entre los 15min y los 30min) y tampoco eran regulares, desayunamos con tranquilidad, "Maridín" fue a hacer unos recados de última hora y mientras yo me dediqué a limpiar toda la casa porque si me quedaba quieta parecía que las contracciones paraban. A las diez de la mañana mientras hablaba con mi madre por teléfono sentí como mojaba los pantalones y me fui corriendo al baño por si había sido pis, pero una vez sentada en el WC me di cuenta de que esa mojadura no era por mearme encima, así que me cambié y seguí limpiando. A partir de ahí con cada contracción me salía un chorrito de líquido y cada dos por tres tenía que ir a cambiarme la compresa. A eso de las once las contracciones empezaron a ser cada 8min, cada 5min...pero sin llegar a ser regulares. "Maridín" se preparó algo de comer y yo me conformé con un yogur natural porque los nervios me habían cerrado el estómago. Cerca de la una de la tarde y con toda la casa recogida salimos para el Hospital y durante el trayecto las contracciones parece que desaparecieron  pero una vez que salí del coche y empecé a caminar volvieron y esta vez cada 2-3min.

lunes, 8 de febrero de 2016

¡Ya somos 3! Parte 1.

Aunque tenía una entrada en "borradores" lista para avisaros cuando me pusiese de parto, un problema de última hora (estábamos en pleno cambio de compañía con el ADSL) me hizo imposible publicar la entrada. Por las Redes Sociales he estado presente por lo que no creo que quede nadie sin saber que "Bichillo" ya está con nosotros desde el Miércoles 27 de Enero. Justo 10 días después de mi FPP.
Mi parto no fue fácil y todavía estoy en plena recuperación, pero ya me encuentro lo suficientemente bien como para volver al mundo 2.0.
Iré poniendo el blog al día, empezando por el lunes 25 en el que tenía cita para mis últimos monitores en los que me pondrían fecha para provocarme el parto.